Almassora.com
 
 
Publicite
   
Inicio/ Noticias / PÁGINAS DE LA VIDA

Noticias - Noticias Web - 19/02/2018

PÁGINAS DE LA VIDA

iMG

Nuestro Mariano Rajoy de vez en cuando necesita hacer un brindis al sol. Alguna falsa promesa a la galería, sabiendo que no la va a cumplir, un fanfarroneo que le favorezca en los sondeos de opinión.

La última ocurrencia de este hombre ha sido la de aconsejarnos que ahorremos (para el futuro, para la enseñanza de los hijos). A Rajoy no sabemos si alguien le aconseja (si lo hace, se merece el despido fulminante) o si es que se lo pide el cuerpo. En cualquier caso, es una paradoja que un tipo que ha vaciado la hucha de las Pensiones (90.000 millones de euros) nos recomiende ahorrar.

Con los salarios de miseria que los españoles sufren desde la crisis ¿quién puede ahorrar? Hay seis millones de ciudadanos con salarios por debajo del salario mínimo (bastante exiguo, por añadidura), otros dos millones y medio de españoles son mileuristas y casi ocho millones más carecen de margen de ahorro. Es decir, diecisiete millones no pueden ahorrar.

Se entiende que el presidente Rajoy, agobiado por la corrupción de su Partido y la inacción política de su Gobierno, quiera distraernos a los presuntos votantes.  Pero podía elegir mejor sus chistes.

*    *    *    

   La parlamentaria de Podemos Irene Montero ha montado en las Cortes un buen follón con su mención de los portavoces y portavozas.

Estos son tiempos de vindicación feminista en los que todo vale para que sintamos la discriminación que la mujer sufre en la vida cotidiana (en el trabajo, en la casa, en el salario). Conviene saber que portavoz es el que lleva la voz, el que habla en nombre de; y, por consiguiente, no se puede admitir la que lleva la voza.

Aunque pequemos de insistentes ha de reconocerse que el masculino genérico “portavoz” representa a toda la humanidad, pero “portavoza” no lo hace. El desdoble en masculino y femenino resulta insufrible (del tipo: ”Vascos y vascas: estáis cansados y cansadas de ser engañados y engañadas por vuestros políticos y vuestras políticas”…) cuando no un verdadero dislate (miembros y miembras).

1)    Hay un grupo de nombres con distintas terminaciones para masculino y femenino (ej., el ministro, la ministra; el jefe, la jefa).

2)    Otros nombres tienen forma única, aunque dos géneros, y es el artículo el que lo refleja (el artista, la artista; el cantante la cantante).

3)    Y un grupo más que tienen género único (para masculino y femenino) y una única concordancia. Sin embargo, pueden referirse a uno u otro género (por ej., una persona, una víctima; o animales: gorila, cocodrilo).

Ya puestos, Irene Montero habría podido decir portavocisa (como poetisa y sacerdotisa) que sería algo menos chirriante…

                                                                   *    *    *    

El Tribunal Constitucional, desde hace dos años, no se ha pronunciado sobre si la prisión permanente revisable atenta contra los principios de nuestra vigente Constitución que se inclina por la reinserción social del reo.

El Partido Popular vuelve a dar la matraca y ha puesto en candelero su cadena perpetua, aprovechándose del momento angustioso de los familiares de víctimas de horrendos asesinatos.

Lo que tendría que debatirse es si la sociedad quiere venganza, castigo punición o si quiere preparar al reo para que no recaiga y pueda reintegrarse en la sociedad.

España es de los países más seguros de Europa (el tercero, después de Grecia y Portugal). A pesar de este dato, el tiempo medio de estancia en prisión en España se ha duplicado y ––de largo–– es el doble que la media europea.

Efectivamente: en Alemania la cadena perpetua se revisa a los 15 años de estar en prisión (la duración media de estas condenas, allí, es de 19 años); en Francia, es de 20 años y en Reino Unido de 14 años. En España se revisa a los 25 años. Es una barbaridad porque el endurecimiento de las penas está demostrado que no sirve para prevenir los delitos más graves: Ya estaba en vigor la prisión perpetua y no impidió el asesinato de Diana Quer.

La inmensa mayoría de juristas y especialistas en prisiones se manifiesta en contra de la prisión perpetua precisamente por su inutilidad. Hay que insistir en que desde 2003 existe la pena de 40 años de cumplimiento efectivo. Un castigo atroz.

 

Por A. Sánchez Torres


Empresa


Empresa
Noticias Web


Empresa


Banner


Banner
   
Almassora.com Aviso Legal Mapa Web Contacto